El verdadero interés del Alcalde de Cerralvo en instalación de la pedrera

 Los antecedentes políticos, familiares y de negocios dejan claro cuál es el verdadero interés del alcalde de Cerralvo, Baltazar Martínez Ríos, por la instalación de una pedrera en la Sierra de Picachos.

Los habitantes de la región se oponen a que se siga depredando el hábitat de la zona, han manifestado su rechazo a la instalación de la empresa extractiva en la Comunidad Las Mojarras, en el municipio de Doctor González, sin embargo, un grupo de alcaldes ha pedido que se considere el permiso.

Entre los presidentes municipales que acudieron este lunes con Raúl Ricardo Pedraza Rodríguez, procurador Estatal de Desarrollo Sustentable, para pedirle que no se extienda la Zona Natural Protegida en la Sierra de Picachos, destaca el nombre del alcalde de Cerralvo, Baltazar Martínez Ríos, de quien se dice, es sobrino y ahijado del dueño de la empresa Matrimar, José Santos Martínez Gutiérrez.

Martínez Ríos dijo esta semana ante medios de comunicación, que acudieron a pedirle al funcionario estatal que se les tome en cuenta al momento de decidir si se extiende la protección de la zona, pues una pedrera es una generadora de empleos.

Es de todos sabido que el tema de desarrollo económico se necesita bastante; tenemos un rezago importante en la región.Yo creo que la petición principal de los ciudadanos que nos toca representar, es el tema de las fuentes de empleo. Al menos su servidor, creo firmemente que puede ir de la mano con el tema ambiental, o sea no está peleado el desarrollo económico con el tema ambiental
 Baltazar Martínez Ríos

El joven alcalde de extracción panista, acudió acompañado de los presidentes municipales de Agualeguas, General Treviño, Melchor Ocampo y Parás, así como de la diputada local de Morena, Beatriz de los Santos y del legislador de Acción Nacional, Juan Carlos Ruiz.

Desde hace más de dos años, comuneros de la zona iniciaron una batalla legal en contra de la colocación de la empresa Matrimar, extractora de piedra caliza y fue en octubre del año pasado, que organizaciones ciudadanas y habitantes de la región se pronunciaron ante los medios de comunicación, acusándola de afectar seriamente el ecosistema desde hace más de 30 años, cuando llegó al municipio de Cerralvo.

La pedrera pretende llegar ahora a Las Mojarras, en Doctor González, a lo que los habitantes han respondido solicitando al Estado extender la Zona Natural Protegida de la Sierra de Picachos, de 75 mil hectáreas a 150 mil.

La alcaldesa de Doctor González, Mayra Abrego Montemayor, también se ha pronunciado en contra de la instalación de la pedrera, pero no así el alcalde de Los Ramones, Juan Antonio Guajardo Mora, comentó un comunero de ese municipio.

Pidió dejar su declaración en el anonimato, ya que él como muchos otros habitantes de Los Ramones, Doctor González y Cerralvo, han sido amenazados.

El presidente municipal de Los Ramones se mantiene “tibio”, dice, no los acompaña en la lucha, aunque les ha asegurado que tampoco está de acuerdo con la instalación de la empresa.

“Lo hemos ido a visitar, y dice que en un dado caso, le entra, pero necesitamos ver que haga algo con nosotros para estar seguros de que está de acuerdo con nosotros”, detalló el comunero entrevistado.

Y es que hay un trasfondo político y familiar, explica, pues quien apoyó la campaña de Juan Antonio Guajardo Mora a la alcaldía, fue el diputado federal panista, Baltazar Martínez Montemayor, familiar del propietario de Matrimar.

“El diputado Baltazar Martínez fue el que lo nombró para alcalde y como Baltazar Martínez está involucrado en esos asuntos (empresas extractivas) y el hijo de él es el ahijado del que está en la Pedrera”, narró el habitante de la Sierra de Picachos.

El legislador federal mencionado, es a su vez, padre del alcalde de Cerralvo, Baltazar Martínez Ríos, a quien identifican como ahijado del propietario de la Matrimar, José Santos Martínez Gutiérrez.

En sus argumentos ante los medios de comunicación, el alcalde de Cerralvo no mencionó que su padrino, o tío, fuera el dueño de la empresa que solicitó el permiso para extraer 35 hectáreas de piedra.

Matrimar tiene más de 30 años operando en Cerralvo, y la depredación es evidente, así como la escases de agua que ha provocado, agregó el denunciante.

“Ya tiene rato de estar destruyendo el campo, la foresta, y mucha gente tiene animales que ya no pasean por esos rumbos, por el estruendo que hacen cuando, me imagino que dinamitan la sierra, para extraer la piedra.

“Usan los mantos acuíferos más profundos y se escasea más el agua. Ya en aquellos rumbos del lado de Cerralvo ya están sufriendo las consecuencias; se ha acabado el agua”.

Explicó que ante la falta de agua potable en la región, consumen la que es extraída de norias de pozos profundos, por lo que al instalar una pedrera que requerirá el uso de alrededor de 280 mil de litros de agua del Arroyo Las Mojarras, perjudicarían a cientos de habitantes de comunidades y pueblos, además de más de 700 cabezas de ganado.

Precisó que hay quienes se han manifestado a favor de la instalación de la pedrera, pero advirtió que han sido quienes no dan el valor a la tierra y han aceptado ceder sus terrenos a cambios de sumas irrisorias de dinero.

Después de una denuncia, un Tribunal Agrario detuvo la instalación de Matrimar, que por la misma vía, ha seguido insistiendo en excavar en la zona.

El comunero refutó las declaraciones del alcalde de Cerralvo, que afirmó que la región requiere de las fuentes de empleo de la pedrera.

“La gente que sigue ahí, en Cerralvo, no trabaja en las pedreras. Si dicen que tienen 200 o 300 gentes trabajando, yo te puedo decir que no llega al 5% de la gente de Cerralvo, ellos no trabajan ahí. Los que están en la pedrera son de por allá de por Monterrey de Apodaca, y otros lugares, pero no la gente de Cerralvo”, comentó.

El entrevistado afirmó que muchos habitantes de Doctor González ven un claro interés del alcalde de Cerralvo para beneficiar a Baltazar Martínez Montemayor y José Santos Martínez Gutiérrez.

 

POSTA

Leave A Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.